Archivo de la etiqueta: Superación

RECOLECTURAS – Una educación

«Creo que si hubo un momento en que la brecha entre nosotros, que llevaba veinte años abriéndose y astillándose, resultó demasiado grande para tender puentes fue aquella noche de invierno en que contemplé mi reflejo en el espejo del cuarto de baño. […] Fui incapaz de atravesar el espejo y enviar a la chica de dieciséis años en mi lugar. […] Hasta entonces la chica había estado presente en todo momento. Por muy distinta que pareciera yo seguía siendo ella. En el mejor de los casos, era dos personas, una mente fracturada. Ella estaba dentro de mí y salía cada vez que yo trasponía el umbral de la casa de mi padre. Aquella noche la llamé y no contestó. Me abandonó. Se quedó en el espejo. Las decisiones que tomé a partir de entonces no fueron las que ella habría tomado. Fueron las de una persona cambiada, las de un ser nuevo. El desarrollo de un nuevo yo. Podéis llamarlo transformación. Metamorfosis. Falsedad. Traición. Yo lo llamo UNA EDUCACIÓN.»

Buenos días. Hoy en nuestra sección una de nuestras novedades, Una educación de Tara Westover.

Nacida en las montañas de Idaho, Tara Westover ha crecido en armonía con una naturaleza grandiosa y doblegada a las leyes que establece su padre, un mormón fundamentalista convencido de que el final del mundo es inminente. Ni Tara ni sus hermanos van a la escuela o acuden al médico cuando enferman. Todos trabajan con el padre, y su madre es curandera y única partera de la zona.

Tara tiene un talento: el canto, y una obsesión: saber. Pone por primera vez los pies en un aula a los diecisiete años: no sabe que ha habido dos guerras mundiales, pero tampoco la fecha exacta de su nacimiento (no tiene documentos). Pronto descubre que la educación es la única vía para huir de su hogar. A pesar de empezar de cero, reúne las fuerzas necesarias para preparar el examen de ingreso a la universidad, cruzar el océano y graduarse en Cambridge, aunque para ello deba romper los lazos con su familia.

Esta es la historia de una superación; una historia desgarradora y valiente por el entorno en el que se desarrolla, rodeada de dificultades y aislamiento, de la sinrazón de los fundamentalismos religiosos, en este caso el mormonismo, y de la fuerza de la EDUCACIÓN como arma de libertad.

Cuesta creer como en pleno siglo veintiuno y en un país del «primer mundo», ocurran estas cosas. Criada por un padre «loco», obsesionado con los Illuminati, con el fin del mundo, para lo que se aprovisiona de víveres y gasolina durante muchos años; que cree que la educación pública sirve para lavar cerebros por parte del Estado y en donde la mujer sólo tiene sitio en casa y en la cocina, o en el caso particular de Tara, trabajando en el desguace del padre desde edad temprana; una madre sumisa que no es capaz de apoyarla frente a la barbarie, y un hermano maltratador: «Había llegado a respetar el dolor, a reverenciarlo como algo necesario e inatacable»; Tara tendrá que ir descubriendo poco a poco, a base de golpes, cómo el mundo que ella conoce no es el mundo real. Sabe que si quiere formar parte del otro mundo, los llamados «los otros» o «los infieles», tiene que dejar atrás a su familia y, aunque este hecho sea doloroso y le creerá un sentimiento constante de culpa: «El sentimiento de culpa es el miedo a nuestra propia vileza. No guarda relación con otras personas», es su única salvación.

En este proceso contará con aliados dentro de su propia familia, como su hermano Tyler que le anima a abandonar la casa y se prepare para el acceso a la universidad; pero también sufrirá decepciones, como las de su madre, que a escondidas la apoya pero es incapaz de enfrentarse a su marido, o su hermana mayor Audrey, que pasó antes que ella por su mismo calvario.

Para que os hagáis una idea de la sinrazón en la que está sumida, os pongo algunos ejemplos: no pueden ir al médico, las heridas y enfermedades se curan a través de plantas medicinales, como dice su padre «la farmacia de Dios», la coca cola está prohibida, una mujer honesta nunca enseña por el encima de los tobillos,como están en contra de la educación pública se educan en casa, sin apenas medios ni control (el único libro del que dispone Tara en casa en la biblia del mormón y manuales anticuados), la Universidad son más años de escuela para tontos que no aprenden la primera vez, el padre le dice que se prostituye en pos de los conocimientos del hombre, en lugar de buscar los divinos, etc…

Después de todo esto resulta increíble que la autora haya conseguido tantas metas y labrarse un futuro. Era tal su desconocimiento que jamás había oído hablar del Holocausto, del horror de la esclavitud: en palabras de su padre los esclavos vivían muy bien porque los amos los protegían y los cuidaban; del movimiento feminista, que le ayudó a poner nombre a sensaciones que sentía y desconocía… La educación le abrió la mente de tal manera que ya ni siquiera hablaba el mismo lenguaje que sus progenitores; palabras que antes le parecían normales, ahora chirriaban en sus oídos. Por este motivo tiene que abandonar su pasado, para poder construirse un futuro.

El libro me ha parecido muy bueno, aunque muy desgarrador. Desde su óptica de niña no supo darle nombre a todo lo que vivió hasta que pudo plasmarlo por escrito. Desde fuera vemos que es una historia de un maltrato. Desde muy pequeña trabaja en condiciones lamentables y muy arriesgadas: explotación infantil; maltrato psicológico por parte del padre y de su hermano Shawn, este último también le proporciona palizas: violencia familiar, y a todo esto le sumamos el miedo en el que vive, por temor a despertar a la bestia, el sentimiento de culpa constante, piensa que esos desprecios y palizas se las ha buscado ella, se las merece.

Tara pone voz con su propia vida a las de otras personas en una situación similar. Muy, muy recomendable.

Tara Westover (Idaho, 1986). Inició sus estudios en la Brigham Young University con diecisiete años y se graduó en Arte en 2008. Gracias a varias becas pudo seguir estudiando  y obtuvo un posgrado en el Trinity College, Cambridge, en 2009. Consiguió  una maestría en Filosofía y se graduó en Historia en 2014, después de una estancia en la Universidad de Harvard. Una educación es su primer libro, que ha sido aclamado por crítica y público. Ha sido reconocido como uno de los libros más importantes del año según The New York Times, BBC, Daily Express, Library Journal y Entertainment Weekly, y ha figurado desde su publicación en la lista de los más vendidos.

 

 

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Recomendaciones, Uncategorized

CINEMA PARADISO – Atando cabos. The shipping news

Espero que esta semana de puentes hayáis podido ver y leer bastante. Mi intención también era esa y por eso el lunes me fui a casa con dos películas y dos libros (por supuesto de la Biblioteca). Mala suerte, ninguna de las películas me gustó, así que llegó el miércoles y no tenía nada que ofreceros.  Con un poco de mala conciencia decidí llevarme otras dos, ver una esa noche y hacer la recomendación un día después…tampoco me gustó. Así que ayer vi la última, que es la que os traigo hoy,  ¡con dos días de retraso!

atando-cabos-the-shipping-news-18165-1

 

Según la sinopsis, bajo este título se encuentra esta historia:

Cuando Quoyle (Kevin Spacey), un solitario y desventurado habitante de Nueva York, pierde a su

 esposa en un accidente de coche, su vida cambia para siempre. Abatido por el dolor y la nostalgia, se retira junto a su tía (Judi Dench) y a su joven hija a Terranova, el misterioso hogar de sus ancestros. En el pequeño pueblo pesquero Killick-Claw, Quoyle consigue un trabajo como reportero en el periódico local. Con cada artículo que escribe, se acentúa su percepción de esta peculiar comunidad, junto a la propia percepción de sí mismo. De forma gradual, iniciará un romance con Wayne (Julian Moore), una mujer que vive con sus propios demonios personales. Mientras empieza su nueva vida en Terranova, su pasado se funde con su presente y Quoyle se transforma.

Pero por supuesto en la película hay mucho más, ya que su ex esposa no era ningún dechado de virtudes, su tía esconde también cicatrices de antiguas heridas, a sus ancestros no se les recuerda con cariño precisamente y Wayne no es la damisela desvalida que pueda parecer. De hecho, ni siquiera la casa en la que van a vivir es lo que parece, una casa atada, desubicada, sin una base sólida…Y es que las casas son como las personas que las habitan.

El viaje a Terranova no deja de ser el viaje hacia el interior de uno mismo, hacia las herencias y las vivencias que conforman quienes somos. Algo que a cualquiera puede provocarle miedo, hay que ser muy valientes para enfrentarnos con nosotros mismos y sacar a la luz lo que permanece ahogado en las profundidades. Y así, nudo a nudo, tirando cada vez un poco más de cada cabo, no sólo Quoyle, sino también su tía y Wayne, irán desentrañando sus secretos. Y él además irá entendiendo la historia y la vida de la gente de una peculiar tierra donde aún se cree en viejas leyendas y fantasmas. De hecho, la niña, las apariciones en las ventanas y otros aspectos de la película, me recordaron la novela Otra vuelta de tuerca de Henry James, cuyos fantasmas sí puedo soportar.

Esta película está basada en la novela homónima con la que Annie Proulx ganó en 1994 el Premio Pulitzer y que atrapó al director Lasse Hallström. De cómo la adaptó a la gran pantalla y cuáles fueron los retos más difíciles tenéis una información magnífica en esta entrada de La Butaca, que no ha hecho más que contribuir a mis ganas de leer la novela, porque ya viéndola tuve la sensación de que la hondura de los caracteres es mucho más compleja de lo que se percibe en la película (es decir, todavía más), lo mismo que ocurre con el ambiente que los rodea.

No me imagino disfrutando igual de esta película durante el calor del verano, así que aprovechad que el tiempo está como está para pasar por la Biblioteca Lope de Vega (Boquetillo) o Francisco de Quevedo (Los Boliches), para haceros con ella y disfrutarla este fin de semana.

Deja un comentario

Archivado bajo Películas y documentales

PIRULETRAS – La primera vez que nací

Hace un par de días tuve la suerte de estar una mañana trabajando en la Biblioteca Francisco de Quevedo, ya sabéis, en los Boliches. Fue una mañana fantástica y agradable, con chocolate, lluvia y mar de fondo. Me gusta cuando llueve y puedo ver el mar.

Y aprovechando que andaba por ahí, fui a un rinconcito de la zona infantil a por una lectura que recomendaros. Ésta me encantó:

114999CU/primeravez

Este libro está lleno de primeras veces, desde que nacemos hasta que volvemos a nacer.

Me gusta el optimismo de la protagonista, su originalidad, su frescura. Me gusta verla crecer, aprender, equivocarse, atreverse…

Esta es una historia de superación, porque aprendemos a base de equivocaciones, más veces de las que nos gustaría reconocer; pero es también una historia de amor, ejem ejem, me parece que en el amor también todos  nos habremos equivocado alguna vez.

Y al final de todo resulta que cuando crees que ya lo has hecho todo por primera vez, la vida vuelve a empezar y te da nuevas oportunidades para tener más primeras veces, no importa la edad que tengas, porque siempre habrá algo que hagas por primera vez.

No os perdáis esta preciosa historia de Vicent Cuvellir e ilustraciones de Charles Dutertre, con la que más de una se sentirá identificada. Como os dije antes, la podéis encontrar en la Biblioteca Francisco de Quevedo con la signatura I-2 CUV pri. Si vais hoy a por ella, recordad que hay cuentacuentos a las 18:00, ¡corred, que llegáis tarde!

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Niños, Recomendaciones

PIRULETRAS – Wild Boy, el chico salvaje

wild-boyRob Lloyd Jones ha escrito una emocionante historia de crímenes y misteriosos personajes, en los que la electricidad juega un papel importantísimo (en esta época se están llevando a cabo numerosos experimentos para averiguar qué podía hacerse con esta energía, conocida pero no dominada aún). Una historia para hablar de apariencias, falsas unas, acertadas otras, de detalles, de lo que mostramos de nosotros mismos, de quiénes somos en realidad. Una historia a veces cruel y otras entrañable.

Wild Boy no nació salvaje, diferente sí, pero no salvaje. Fueron los demás quienes le convirtieron en alguien horrible, o por lo menos lo intentaron. Él sólo era un chico abandonado en un orfanato, al que ni sus compañeros ni el propietario trataban bien, por lo que él tampoco les trataba bien a ellos. Encerrado en su celda aceptó la única opción que le ofrecía la vida para viajar y ver mundo: ser trabajador de por vida de un empresario ambulante, sin salario ni derecho a absolutamente nada. Conociendo de antemano la crueldad con la que iba a ser tratado.

Este empresario, el señor Finch, tiene un negocio propio, a saber: una Parada de Monstruos, algo que afortunadamente no existe ya, eran caravanas con las personas más raras-diferentes-curiosas-extrañas que alguien pudiera ver. Y por ser tan distintos eran considerados monstruos, viajaban por las ciudades  y la gente pagaba por verlos y, a veces, por pegarles.

Con este trabajo Wild Boy pudo recorrer  Londres en una caravana que ofrecía un espectáculo todas las tardes, él tenía por compañero a un hombre sin piernas, ambos sufrían los malos tratos de su jefe, era su único amigo desde que él tenía memoria.

¿Por qué aceptó un trabajo así? Para poder observar, mirar era lo que más le gustaba a Wild Boy, pero donde estaba encerrado no podía ver nada, sin embargo ahora, desde el tejado de su caravana, podía observar a la gente que iba a la feria, a los circenses, a los policías…y fue su modo de observar y su deseo de ser bueno, lo que le llevó a embarcarse en una aventura al estilo de Sherlock Holmes, del Dr. Jekyll y Mr. Hyde y por supuesto de Frankestein.

Esta novela transcurre en Londres, en torno a 1840 (Época Victoriana). Me gustaría que vierais esta imagen para haceros a la idea de cómo era la ciudad entonces:

londres

Os la muestro porque creo que es importante tener una imagen en la cabeza de cómo es el lugar donde está transcurriendo la historia que leemos.  Se trata de una ciudad en pleno proceso de expansión, por supuesto tenía zonas mucho mejores, donde vivía la clase alta, pero no es allí donde transcurre la historia.

Me hubiera gustado poneros también algunas imágenes de los orfanatos y cárceles de la época y, por supuesto, de los circos. Pero no he dado con ninguna imagen apropiada para este blog.

Pero hay alguien que podéis leer para haceros una idea de la vida en Londres durante la época Victoriana, a Charles Dickens. Estoy segura de que todos conocéis a Oliver Twist y deberíais leer también su David Copperfield.

Vamos a dejar a Londres ya tranquilo, porque aunque sea un personaje muy importante en la novela, el protagonista es el increíble Wild Boy, destacando también a su amigo Sir Oswald (el señor sin piernas que os comenté), su enemiga Clarissa y Marcus. Todos ellos se mueven por las páginas de esta novela intentando encontrar una máquina secreta con increíbles poderes, pero en su búsqueda se van cometiendo crímenes, persecuciones,  huidas… todo a un ritmo trepidante en un ambiente muy oscuro, no sólo el de una ciudad cubierta por la niebla, el humo y el hollín, sino también la penumbra de las cloacas, de las prisiones, de los cementerios. Un ambiente sombrío para hablarnos de lo salvaje que podemos llegar a ser. Geniales el color de las páginas de este libro, como si estuvieran manchadas de cenizas.

Tú, que no eres ningún monstruo, ¿qué estarías dispuesto a hacer por escapar? ¿Por demostrar tu honradez? ¿Por tu vida? Y si te dieran la opción de cambiar, de ser otra persona ¿Lo harías?

Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Recomendaciones, Sección infantil

CINE EN FAMILIA – Aviones de papel

Esta película nos vino por recomendación y tengo que decir que acertaron.

Hacer aviones de papel es uno de nuestros pasatiempos recurrentes, tenemos un par de modelos aprendidos de memoria y competimos lanzándolos a ver cuál llega más lejos.

Ya no sólo el tema nos gustaba, sino también el lugar donde transcurre la historia, Australia, pero no esperéis canguros, no hay. Sí que se deja ver el paisaje rural y la ciudad de Sidney. Y un águila amiga de Dylan que le inspirará para su último avión. Lo que más les ha llamado la atención a mis niños en este aspecto: que el protagonista vaya sólo al colegio, cosa que a ellos les encantaría hacer también.

aviones

Dylan es el protagonista de esta película, vive con su padre, ninguno de los dos está pasando ahora por un buen momento, puesto que la madre murió hace poco, pero Dylan hace todo lo posible por ayudar a su padre a salir adelante.  Tampoco os obsesionéis con esto, se sabe, pero no se profundiza en ello. Tiene más relevancia el mundo que rodea al niño, el colegio, el profesor, las amistades y rivalidades,  y por supuesto, el primer amor. Dentro del ambiente escolar es donde surge la oportunidad de competir en un concurso nacional de aviones de papel, Dylan pasa las pruebas eliminatorias y consigue así ser elegido para participar en la final de Japón, cuna y trono del origami ¿y no son origami los aviones de papel?. Esto además me recuerda que yo también tuve un profesor que nos enseñó a hacer aviones de papel, qué tiempos aquellos.

Y entre pruebas y competiciones tocamos otros temas, como la crítica a la tecnología en manos de los niños, las ventajas de trabajar con ellos la destreza a través de juegos sencillos, baratos, accesibles a todos, el compañerismo, la deportividad, la familia, la ayuda vecinal…

En definitiva, se trata de una película sencilla, pero que transmite buenos valores de forma entretenida. Sin duda la volveremos a ver más de una vez.

Como dato curioso te diré que el récord actual está en algo más de 50 metros y el de más tiempo en el aire en 14 segundos.

Sigue las noticias sobre las competiciones de aviones de papel en: www.redbullpaperwings.com//Countries/Spain/Noticias.html

Si quieres ver esta película la tienes disponible en la Biblioteca Lope de Vega de Fuengirola.

Datos específicos sobre directores, actores, etc. los puedes encontrar en www.filmaffinity.com/es/film250676.html

Disfrutad del cine en familia.

Deja un comentario

Archivado bajo Películas y documentales

PIRULETRAS – Poquito a poco

9788493863418Ya sabemos que los más pequeños de la casa no son especialmente pacientes, y que cuando quieren algo, lo quieren ya. Da igual si es una chuche, subir al columpio o un juguete.

Pero para todo en  esta vida hace falta PACIENCIA y un poquito de valor. Todo puede lograrse si se hace Poquito a poco.

Esto lo sabe bien Revoltoso, una nutria que está deseando aprender a nadar, pero no se atreve. Será gracias a su hermana que consiga lograrlo, eso sí, fijándose metas pequeñas y superándolas cada día. Y así, después de un tiempo, aquello que parecía tan difícil ya lo habremos logrado.

La historia y el mensaje que Amber Stewart nos transmite, no tienen ninguna complicación, se trata de un mensaje de ánimo y superación. Las ilustraciones son muy limpias, claras, tranquilas, todo transcurre en una acogedora rivera , donde el cauce es poco y sereno y la vegetación abunda.  La ilustradora Layn Marlow parece haberse fijado bien en los distintos tipos de florecillas y me ha recordado a algún tratado antiguo sobre flores.

hfj

Seguro que conocéis a alguna personita que aún no sabe nadar, quizás si le leéis este cuento y le vais ayudando a conseguirlo, antes de lo que parece habrá aprendido a hacerlo.

Lo tenéis ya disponible en las Bibliotecas Lope de Vega y Miguel de Cervantes.

 

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Sección infantil

Piruletras – Para niños y mayores

augustJolín con August, qué ratito me ha dado. El libro está genial, cuenta la historia de un niño con una apariencia diferente a los demás…

– Espera, yo también soy diferente a los demás. Y tú, y todos vosotros.

Empiezo otra vez: el libro cuenta la historia de un niño que nació con un problema de malformación, que hace que sus diferencias sean mucho más diferentes que las de los demás.

(- ¿Con qué escala se medirán las diferencias?)

El caso es que por necesitar operaciones y porque todos lo ven más distinto de lo que es, August se ha librado bastante tiempo de ir al colegio. Pero llega un momento en el que eso cambia, sus padres deciden que ya está bien, que es hora de participar de la normalidad de otros niños. Pero en el mundo infantil hay todo lo que hay en el mundo adulto, hay niños amables y niños muuuuuuy “saboríos”. Y para August será todo un reto superar su nueva vida. Si lo consigue o no, es algo que vosotros debéis averiguar.

Por supuesto tiene a sus padres y a su hermana. Y resulta que ellos también son diferentes, diferentes como tú y como yo, pero más: más diferentes por tener un hermano con una malformación y porque la gente es en lo primero que piensa cuando les ve ¿Lo entendéis? Es un poco difícil, lo sé. Pensad cómo es sentiríais si todo el mundo os conociera como “el hermano de …”, o “el hijo de…”, y no por vosotros mismos.

En el nuevo día a día de August aparecen también los profesores, hay uno en concreto, el señor Browne, que me encanta, porque me ha recordado a uno que tuve yo (Y de nuevo en esta historia vemos claramente lo importante que es un buen profesor/a). Éste que os comento les pone a August y sus compañeros una tarea mensual:

DESARROLLAR UN PRECEPTO: reglas sobre cosas que son realmente importantes.

CUANDO PUEDAS ELEGIR ENTRE TENER RAZÓN O SER AMABLE, ELIGE SER AMABLE

Este precepto me ha gustado, pero le he dado muchas vueltas ¿seguro que esa es la mejor elección? ¿siempre?. No sé, supongo que los preceptos no funcionan igual para todo el mundo, dependerá de cómo seamos o de a qué le demos más importancia. Pero desde luego coincido en la importancia de ser amable, es gratis, no sé por qué a alguna gente le cuesta tanto.

Como veis este libro tiene mucho fondo donde entretenerse a escarbar, se pueden sacar muchas ideas, se puede aprender, se puede reflexionar, se puede criticar, se puede juzgar, y fíjate, hasta se puede leer sin más ni más si no tienes ganas de darle vueltas al coco.

Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Recomendaciones