Archivo de la etiqueta: niños

RECOLECTURAS – Orfancia

Buenos días. Ya estamos de vuelta de las vacaciones y con muchas ganas de continuar haciendo recomendaciones.

Hoy os traigo un libro diferente a lo que suelo traer a esta sección, Orfancia de Athos Zontini.

«Dicen que crezco débil y enfermo, que no soy normal porque no tengo un gramo de grasa en el cuerpo, que, comparados conmigo, los otros niños parecen gigantes. Dicen que tengo que comer, que no es posible que un niño de mi edad nunca tenga apetito. Pero yo no quiero comer.»

Lo primero que captó mi atención fue la portada del libro. En tonos negros y grises, con un color naranja para el título, vemos a un niño sin el contorno de la cara definido y cuyos únicos rasgos dibujados son los ojos: unos ojos  tristes y desconcertantes, como desconcertante es el argumento del libro.

En Orfancia, el protagonista (que no tiene nombre) es un niño que no quiere comer y unos padres empeñados en que coma. Lo curioso, es el motivo por el que no quiere hacerlo: está convencido que los padres quieren comérselo cuando se haga grande (una especie de Hansel y Gretel del siglo XXI). Las artimañas que utiliza para evitar la ingesta son numerosas; desde hacerse daño: «Para resistir a la comida me muerdo la lengua a escondidas, oculto las manos debajo de la mesa y me retuerzo los dedos hasta casi partírmelos, pero cada día es más difícil acallar la voz de mi tripa, tengo que hacerme cada día más daño.»;  hasta vomitar lo ingerido.

Al no estar bien alimentado, su aspecto es débil, con tendencia a encorvarse; convirtiéndose en el punto de mira de sus compañeros de colegio que se mofan de él y lo acosan  (bulling). La  forma de enfrentar el problema por parte de los padres tampoco es la adecuada. A la sobreprotección de la madre, se le une la vergüenza del padre, que no soporta tener un niño así y no oculta su malestar, a veces con frases tan hirientes como ésta: «Para esto mejor no haber tenido un niño».

El protagonista se refugia en la violencia, bien hacia sí mismo, hacia otras personas y hacia los animales. Poco a poco empieza a cambiar su actitud hacia la comida, aunque no termine de aceptarlo: «Dentro de mí hay otro niño que crece escondido bajo mi piel, es suya esa voz que me atormenta. Somos idénticos pero queremos cosas distintas.Si yo estoy cansado, él quiere jugar; si yo no quiero comer, él se muere de hambre; si yo estoy triste, a él le entran ganas de reír. Yo soy débil y él es más fuerte cada día.»

La novela no es apta para mentes sensibles. En algunos aspectos, sobre todo el relacionado con la violencia, me ha recordado a otra que recomendé hace tiempo que también me produjo mucha perturbación y desasosiego: Nada.

A pesar de ello, su lectura merece la pena, por la crítica a determinados aspectos de la sociedad actual: bulling, anorexia y bulimia, maltrato animal…, aunque en palabras del propio autor, él quiso centrarse más en otros tipos de acoso “más sutiles”, como el que ha llamado “acoso parental”.

Mezcla de thriller psicológico con tintes surrealistas, el desenlace de la novela está a la altura del género, con un final sorprendente que no deja indiferente a nadie.

Orfancia es la primera novela de Athos Zontini (Nápoles, 1972). El autor hace una singular exploración sobre la maldad a través de los ojos de un personaje inadaptado, rebelde y temeroso.  El título del libro, Orfancia, es un neologismo derivado de las palabras infancia y del hecho de ser huérfano: «No se trata de la historia de un niño que sea huérfano, pero sí de uno que es huérfano de su propia infancia».

Para saber más:

https://www.lavanguardia.com/vida/20170228/42385605439/orfancia-un-relato-surrealista-sobre-la-transicion-a-la-vida-adulta.html

Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Recomendaciones, Uncategorized

CINEMA PARADISO – Custodia compartida

El título de la película ya nos sitúa ante una realidad muy presente en nuestro tiempo. Mientras que el título oficial hace referencia a una espera “Jusq’ a la garde”, el título en español hace referencia a una realidad, a un juicio  y eso ya marca una diferencia a la hora de enfrentarse a la película.

La película empieza con una audiencia en la que la juez tendrá que decidir, después de interrogar a los padres, si su hijo debe o no pasar los fines de semana y las vacaciones con su padre; una situación bastante común por otra parte.

Pero la cosa no queda ahí. La película da a entender las dudas que tiene la juez, que son las mismas que las que tiene el espectador,  gracias a la preocupación de la cámara por situarnos ante las defensas.  Aún no sabemos nada de los padres y sin embargo ya se pueden intuir episodios traumáticos a través del arrepentimiento del padre y de la furia y pérdida de control de la madre. Pero la pista definitiva la proporciona el niño, Julien, que no quiere ver ni al padre ni a la madre. Aquí surge la pregunta de ¿son los niños vulnerables esponjas del odio mutuo entre los padres? Y ¿a menudo manifiestan o no una posición por la presencia del dolor?.

Son muchas las películas que se han hecho abordando este tema,  sin embargo Custodia compartida ase atreve a ponerlo en cuestión, desmitificándolo. En este caso la realidad es mucho más compleja que lo que se pudiera suponer.

El conflicto surge cuando la juez le otorga un voto de confianza al padre y le concede pasar los fines de semana con su hijo. Al principio se muestra como un padre bastante cariñoso pero enseguida comenzamos a ver la verdadera cara del padre, iracundo y celoso al no poder participar ni conocer la vida de Julien y de su madre cuando está con ella. La cámara nos va adentrando en un conflicto tremendamente duro a través del miedo de Julien a su padre. Ese miedo se transforma en inquietud en el espectador, fundada también en el deseo de tratar de resolver el porqué del comportamiento del padre. ¿Por qué Julien no quiere verle, por qué la madre le rehúye, le miente?

Está es una de las genialidades de Xavier Legrand; saber mantenernos en la incertidumbre, como mirando por una mirilla el conflicto, adentrándonos en los pasadizos de la inquietud y el miedo. Poco a poco inconscientemente se nos va acelerando la respiración.

El director logra de una manera excepcional elevar la tensión ante una realidad que a priori parece bastante cotidiana. Logra subvertir las técnicas del género de terror y nos hace replantearnos todo lo que hemos visto hasta el momento en la película. El espectador se hace un montón de preguntas. En un plano de la realidad sin fantasmas, sin dobles realidades, con un padre que es un monstruo, sin apenas banda sonora y sonidos que nos vayan direccionando el ritmo cardíaco sino en pleno silencio y oscuridad, Legrand construye una película de terror tremendamente inteligente, maestra y reflexiva.

Ganó en el Festival de Venecia a mejor director y mejor ópera prima y en San Sebastián el Premio del público al mejor filme europeo. Garantías suficientes para  no perdértela.

Y como siempre, sólo tienes que pasar por la biblioteca. DVD PE 4710

Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Películas y documentales, Recomendaciones

CINEMA PARADISO – Ganar al viento

Magnífica, deslumbrante, tierna, divertida, emocionante, sincera, luminosa, conmovedora… Estos son sólo algunos de los adjetivos con los que la crítica describió esta película maravillosa que fue un éxito rotundo y que ha emocionado a todo aquel que la ha visto.

Ganar al viento” es una película que habla sobre la vida y su enorme capacidad para generar felicidad. Cuenta la historia de cinco niños que comparten con nosotros su vida cotidiana, sus dudas y sus alegrías. Pero estos niños tienen una particularidad, y es que han sido diagnosticados de patologías muy graves y esto los ha hecho tremendamente maduros y conscientes del momento que están viviendo; del poder del ahora. Pero lo más emocionante es que, a pesar de todo, ellos siguen siendo niños.

La guionista y directora de la película, Anne D. Julliand, periodista de profesión, vivió la amarga experiencia en primera persona y como consecuencia, además de hacer la película, ha publicado dos libros sobre el tema: “Llenaré tus días de vida” y “Un día especial”, que han sido publicados en España. Además imparte conferencias en todo el mundo hablando sobre este tema y sus experiencias.

Ella ha sido capaz de captar la inocencia y la decencia de estos seres increíbles, que realmente destacan entre los héroes de todos los días, y comparten con nosotros una lección de vida. Esta película se hizo en parte para cambiar las ideas preconcebidas sobre la vida, la infancia, la resistencia y el poder del ahora, pero sobre todo para contribuir a mejorar la calidad de vida de las familias que se enfrentan a esta situación, gracias a la labor de Juegaterapia y la Federación Española de Enfermedades Raras (FEDER).

Lejos del sentimentalismo o de la compasión mal entendida, Julliand se dio cuenta de que en esos niños enfermos había una lección de dignidad, de inocencia y de alegría que tenía que ser contada. Para ello buscó a cuatro niños y una niña con patologías difíciles y los siguió en su vida cotidiana, sus juegos, sus visitas al hospital, la escuela, los amigos, la relación con sus padres y con los médicos. Sin idealizar la dura realidad que viven, Julliand hizo que fueran ellos los que marcaran el ritmo de sus historias, manteniendo en todo momento el punto de vista de los pequeños con la cámara a la altura de sus ojos.

Julliand ha sabido mostrar la vida de estos niños como un ejemplo de superación y demostrar que, aunque estén enfermos, el viaje continúa y hay que aprovechar cada momento que este nos brinda, sin caer en el abismo de la desesperación. Por tanto, estos pequeños son un atisbo de esperanza, un espejo en el que mirarse cuando nos quejamos de los problemas del día a día y creemos que no podemos soportar más carga, pues hay personas que, a pesar de tirar de una pesada mochila, lo hacen con una sonrisa, y en el caso de los niños, sin perder la inocencia.

La crítica ha dicho sobre ella cosas tan magníficas como : “ Una película que te hace feliz”, “Una lección de vida abrumadora”, “Una oda a la Vida”, “Inusual y profundamente conmovedora”, “Lecciones reales de valor”, “Tierna y divertida, sales con una sonrisa y un ardiente deseo de abrazar la vida” y muchas más.

Ganar al viento” es una película necesaria, una lección sobre cómo afrontar los reveses de la vida de manos de cinco pequeños que desde su inocencia no serán conscientes del mensaje de fortaleza que transmiten y las enseñanzas que brindan a todo aquel que quiera asomarse a sus vidas. Altamente recomendable.

Si no te la quieres perder sólo tienes que pasar por la biblioteca DVD PE 4687

(Fuentes: https://www.fotogramas.es/peliculas-criticas/a19453381/ganar-al-viento-19453381/,  https://losinterrogantes.com/cine/criticas/documental-ganar-al-viento)

Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Películas y documentales, Recomendaciones

RECOLECTURAS – La vida ante sí

Hoy en nuestra sección un libro que bien podría considerarse un clásico y que destila mucha humanidad y belleza, La vida ante sí de Émile Ajar.

Momo, un niño musulmán huérfano, cuenta su estremecedora historia al lado de la señora Rosa, una anciana judía superviviente de Auschwitz, que acoge a los hijos de las prostitutas («Chiquillos que no habían podido abortarse a tiempo y que no eran necesarios») en su pensión clandestina en Belleville, suburbio parisino. Aquí malviven emigrantes ilegales y toda suerte de perdedores. Momo no tiene a nadie en el mundo y, cuando se entera de que la señora Rosa padece una enfermedad, intenta luchar contra la decrepitud que va consumiendo a la vieja prostituta, a pesar de los cuidados que le prodigan la señora Lola, un travesti ex boxeador senegalés y el señor Walouma, un barrendero de Camerún. A través de la mirada de Momo, enfrentado prematuramente a la crudeza de la vida, el lector se sumerge en las reflexiones de un niño que habla de su mundo, del racismo, de la soledad y del miedo: «Para tener miedo no hace falta motivo», con una rara mezcla de humor, ingenuidad y ternura.

¿Cómo se puede hablar de hechos tan dramáticos y protagonizados por los sectores más desfavorecidos de la sociedad  y aún así resultar una historia conmovedora y de una belleza sublime? Se consigue con la voz de un niño, pero un niño con un corazón y una sensibilidad fuera de lo común: «Tú nunca has sido un niño como los demás, Momo. Y no serás tampoco un hombre como los demás. Unas veces eso da grandes poetas, escritores… Otras veces, revolucionarios».

Como él mismo dice: «Nunca fui demasiado joven para nada». Es difícil ser niño cuando tus circunstancias son tan dramáticas: «Yo no soy su hijo y tampoco soy una criatura. Soy un hijo de puta y mi padre mató a mi madre y cuando se sabe eso ya se sabe todo y uno deja de ser un niño» Pero a Momo se le quiere, quizás por esa forma de ver la vida, con ese punto naif que hace que nos sonriamos en numerosas ocasiones. Le llama la atención Banania, un niño negro que está siempre feliz y dice que «nunca ha visto a un negro contento con motivo». Sobre su origen dice: «Durante mucho tiempo no supe que era árabe porque nadie me había insultado todavía». Momo piensa que vivir en casa de la señora Rosa es triste, aún estando acostumbrado y que «los judíos son muy tozudos, más cuando van a ser exterminados». Sobre la gordura de la señora Rosa, piensa que cuando anda es como una mudanza.

Pero Momo no es sólo lo que dice, con ese punto de inocencia y sabiduría; son sobre todo sus acciones las que lo determinan. Tiene un corazón enorme que lo conduce por la vida de manera coherente y bondadosa, que sale a relucir en multitud de ocasiones, en especial durante la enfermedad de la señora Rosa. Todos los vecinos se vuelcan con ella: «La muerte da importancia a las personas y cuando se acerca se las respeta más». Pero la señora Rosa lo que necesita es el cariño incondicional de Momo, al que siente como su hijo y Momo le responde como el hijo que nunca tuvo, ese amor que se tienen les sostiene. La señora Rosa le tiene pánico a ir al hospital: «No hay nada peor que embucharles la vida a la fuerza a personas que no pueden valerse y que no quieren seguir viviendo. Si la señora Rosa hubiera sido un perro la abrían aviado hace tiempo, pero la gente es más buena con los perros que con las personas humanas». Momo siempre está ahí, haciéndole más fácil la última etapa de su vida.

El resultado de todo esto es una novela de una notable grandeza humana y belleza literaria, con la que Romain Gary obtuvo por segunda vez el premio Goncourt en 1975, en este caso con el pseudónimo Émile Ajar. Moshe Mizhari dirigió una película basada en esta novela, estrenada en España como Madame Rosa y protagonizada por Simone Signoret, que obtuvo el Oscar a la mejor película extranjera en el año 1977.

Todo un descubrimiento que me hizo una usuaria a la que desde aquí doy las gracias.

Romain Gary (Émile Ajar) nació en Moscú en 1914 y posteriormente emigraría a Francia con su familia. Publicó su primera novela, Una educación europea, en 1945. Ese mismo año entró en el cuerpo diplomático. Tras residir en ciudades como Sofía, La Paz o Los Ángeles, regresó a París con su esposa la actriz Jean Seberg. Autor de títulos destacados como Las raíces del cielo (premio Goncourt en 1956), La promesa del alba, Los pájaros van a morir a Perú o Perro blanco. Humanista y convencido defensor de los «valores verdaderos», se suicidó en 1980.

 

Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Recomendaciones

PIRULETRAS – ¿De dónde venimos?

Hoy en nuestra sección un clásico de educación sexual para niños y adultos: ¿De dónde venimos? de Peter Mayle, con ilustraciones de Arthur Robins.

Seguro que los que sois padres os habéis visto en más de una ocasión en esa situación incómoda en que vuestro hijo o hija os pregunta ¿De dónde vienen los niños? Hay multitud de respuestas, entre ellas la más tradicional: te trajo una cigüena desde París. (Por cierto si queréis ver de dónde viene esta leyenda, os invito a que visitéis este enlace.

Este libro trata de eso, de ayudar a los padres a contestar esta incómoda pregunta.

Publicado por primera vez en 1975, ¿De dónde venimos? fue el primer libro divulgativo sobre educación sexual que se editó en España. Más de 35 años después, la recuperación de este clásico, que ha educado a varias generaciones de lectores, no ha perdido su vigencia y sigue siendo un instrumento muy útil y eficaz para ayudar a padres y educadores en la tarea de explicar a los niños el principio de la vida. Con un texto directo, sencillo y de gran sensibilidad y delicadeza, esta obra responde a las preguntas que se esconden detrás de conceptos como hacer el amor, concebir, el crecimiento dentro del útero materno o el parto. Las ya míticas ilustraciones originales de Arthur Robins, llenas de ternura y con un toque de humor, convierten el libro en una obra atractiva a la vez que didáctica.

Este libro está pensado para niños a partir de los seis años.

Peter Mayle, fue psicólogo y psicoanalista. Escritor y periodista prolífica, sus libros ¿De dónde venimos? y ¿Qué me está pasando?, destinados a padres y educadores, sobre temas como la sexualidad o la adolescencia se hicieron mundialmente famosos en la década de los ochenta. Más tarde, alcanzó la fama como novelista con sus best sellers Un año en Provenza y Vivir en Provenza, crónicas de sus aventuras como propietario de una antigua casa de campo en el sur de Francia. Fue colaborador de The Sunday Times y The Financial Times, profesor de terapia artística y director del Institute of Expressive Analysis. Su obra se ha traducido a 17 idiomas.

Ficha bibliográfica:

Título: ¿De dónde venimos?

Autor: Peter Mayle

Ilustrador: Arthur Robins

Editorial: Maeva

Signatura: I-2 CIE cue

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Recomendaciones

PIRULETRAS – Elenita

Hoy os voy a hablar de una niña que tiene muy claro lo que quiere ser de mayor y que no cejará en su empeño hasta que lo consiga, Elenita de Campbell Geeslin e ilustrado por Ana Juan.

El padre de Elena es artesano vidriero, un oficio muy divertido que consiste en llenar los mofletes de aire y soplar el cristal líquido a través de un tubo y que forman, como por arte de magia, bellas figuras: esferas, botellas, jarrones… Y claro, a Elena le gustaría hacer lo mismo él: soplar el vidrio; pero…, ¿sabéis que le dice su papá? Que ni hablar, que es un oficio peligroso y además: ¿quién ha oído jamás hablar de una niña sopladora de vidrio? Pero ella no quiere dejar a un lado su sueño y su hermano Pedro le dice que en Monterrey viven los mejores artesanos vidrieros del mundo.

¿Qué debe hacer? ¿Ir o no ir? ¿Emprender su propio camino o quedarse con su querido papá? ¿Qué pensáis que hizo?

Elena lo tiene tan claro que, a pesar de las dudas, decide emprender su camino hasta Monterrey;  para ello se disfraza de chico con las ropas de su hermano (ya sabéis que su padre le dijo que el oficio de artesano vidriero no es cosa de chicas).

Durante el trayecto va a vivir muchas aventuras y hará nuevos amigos: Burrito, Correcaminos, Coyote…, a los que ayudará a través de la música que emana del tubo que lleva para practicar: le devuelve la alegría a Burrito, la habilidad de correr a Correcaminos y Coyote aprende a cantar a la luna, de la cual está enamorado. Elenita además, tiene un don para crear figuras de vidrio: ella crea estrellas, golondrinas, mariposas y sueños.

Después de pasar un tiempo en Monterrey decide volver a casa. Allí se presenta disfrazada de anciano para pedir trabajo en el taller de su padre, y… ¡Qué sorpresa la de su padre al descubrir como aquel anciano que tan bien sopla el vidrio es su maravillosa hija!

Este cuento nos habla de cómo, si luchas por conseguirlo, con perseverancia y trabajo, los sueños se cumplen; y de cómo hay que evitar los prejuicios, en este caso de género (la semana pasada hablamos justamente de esto). Una mujer, niña en este caso, puede realizar tareas que en un principio están asociadas con los hombres, como el oficio del que nos habla esta historia: el de soplador de vidrio.

Este libro para niños de a partir de 6 años, lo podéis encontrar en la Biblioteca Miguel de Cervantes y en la Biblioteca Lope de Vega.

Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Recomendaciones, Uncategorized

PIRULETRAS – Diego Magdaleno

Esta tarde tenemos el placer de contar con el cuentista Diego Magdaleno, que ya nos visitó el año pasado con gran éxito de pública y crítica, como dicen en el cine. Dejemos que se presente él mismo:

Soy cuentista andariego desde hace más de dieciocho años. Me refiero a cuentista profesional. Porque contar, contar historias… las cuento desde pequeñito. Algunas para salir de un apuro, otras para entretener a la familia y otras… estas son las mejores… para conocerme más.

Lo que más me gusta de veras, es recorrer los pueblos narrando historias. De esta forma, contado cuentos en plazas, escuelas, iglesias, zoológicos, cuevas, torres, mezquitas, autobuses… y por supuesto en bibliotecas públicas… sigo haciendo más largo mi camino como narrador.

Esta tarde nos visita con La casa de las historias, un homenaje al libro y las bibliotecas. 

Hay un lugar donde las palabras juegan unas con otras. Donde se cruzan las letras y hacen dibujos. Donde se cobijan entre páginas las más asombrosas aventuras. Ese lugar es la biblioteca… La Casa de las Historias. Con cada libros, os narraré un cuento. 

Qué mejor escenario para hacerlo en una biblioteca pública y rodeado de libros. Así que no faltéis a esta cita, esta tarde, a las seis, en la Biblioteca Miguel de Cervantes.

Cada sesión tiene una duración de una hora, pero es tan amena que se pasa volando.  Mi niña de cuatro años no se movió de la silla, incluso al terminar quiso hacerse una foto con el narrador, como si fuera una «groupie».

¡Os esperamos!

Os invito a que conozcáis un poco mejor a Diego visitando su página web:

http://www.diegomagdalenonarrador.com/

 

Deja un comentario

Archivado bajo Actividades, Cuentacuentos, Libros, Uncategorized