Archivo de la etiqueta: Crisis económica

RECOLECTURAS – La uruguaya

Hoy en nuestra sección, otra de las novedades de esta primavera, La uruguaya de Pedro Mairal.

Lucas Pereyra, un escritor recién entrado en la cuarentena, viaja de Buenos Aires a Montevideo para recoger un dinero que le han mandado desde el extranjero y que no puede recibir en su país debido a las restricciones cambiarias. Casado y con un hijo, no atraviesa su mejor momento, pero la perspectiva de pasar un día en otro país en compañía de una joven amiga es suficiente para animarle un poco. Una vez en Uruguay, las cosas no terminan de salir tal como las había planeado, así que a Lucas no le quedará más remedio que afrontar la realidad.

Narrada con un ritmo trepidante, y cuya acción transcurre en un sólo día, en La uruguaya vamos a asistir de la mano de su protagonista, Lucas Pereyra, a un viaje sentimental por las calles de Montevideo, al declive de su relación matrimonial, al encuentro con viejos amigos escritores, y a la promesa de la culminación de una aventura amorosa con Guerra, la joven uruguaya a la que hace referencia el título.

Para entender mejor esta novela hay que hablar del contexto en la que se inserta, la crisis económica argentina. Debido a esto, Lucas tiene que viajar cada cierto tiempo a Montevideo para retirar el dinero que recibe por algunos de sus libros, entre ellos los de una editorial española. Su relación matrimonial también anda resentida por este aspecto, ya que van tirando con lo que aporta su mujer, por lo que, al dinero que percibe de estos trabajos, tienen que sacarle el máximo rendimiento: «Había abierto en abril la cuenta en Montevideo. Recién ahora en septiembre me llegaban los anticipos de España y de Colombia de dos contratos de libros que había firmado hacía meses. Si me transferían los dólares a la Argentina, el banco me los pesificaba al cambio oficial y me descontaban el impuesto a las ganancias. Si los buscaba en Uruguay y los traía en billetes, los podía cambiar en Buenos Aires al cambio no oficial y me quedaba más del doble. Valía la pena el viaje, incluso el riesgo de que me encontraran los dólares en al aduana a la vuelta. Porque iba a pasar con más dólares de los que estaba permitido entrar al país».

Este es el día que narra la novela, un martes cualquiera en el que Lucas viaja a Uruguay para retirar el dinero, dinero con el que piensa pagar los pesos que debe a su mujer y a su hermano, y con el que poder dedicarse a escribir exclusivamente durante unos diez meses; pero el desenlace será muy distinto al esperado. Si queréis saberlo tendréis que leer la novela, que sólo os llevará unas cuatro o seis horas, ya que sólo tiene 142 páginas.

Deciros que me ha gustado mucho. Tenía muchas expectativas puestas en ella, por las buenas críticas que había leído, y las ha cumplido con creces. Se lee de un tirón, en mi caso ida y vuelta en el tren de cercanías Fuengirola/Málaga, y un par de horas en casa. Me gusta que esté narrada en primera persona, es como si te estuviera contando sus secretos al oído, a modo de confesión. Algunas expresiones argentinas son difíciles de entender, pero se sacan por el contexto, y muchas otras ya estamos familiarizadas con ellas. Frases cortas, lenguaje sencillo, buen ritmo…, todo ello hace que sea una novela de estilo fresco, pero con una gran carga de introspección.

Otro de los aspectos que más me ha gustado es la dualidad que hay entre acción y reflexión. Por un lado tenemos los hechos que ocurren (no más de 17 horas), y por otro las reflexiones y pensamientos de Lucas. Se cuestiona todo, y algunas de esas reflexiones tienen una gran lucidez, y otras muchas las comparto, como la necesidad de hacer cursillos «prepadres» (muchos de esos futuros padres se lo pensarían dos veces), y sobre todo, hacia dónde va la familia en la actualidad.

No conocía a Pedro Mairal, escritor bonaerense del 70, con una amplia trayectoria literaria detrás. Su novela Una noche con Sabrina Love, recibió el Premio Clarín en 1998 y fue llevada al cine. Otras obras suyas son: las novelas El año del desierto (2005), Salvatierra (2008) y El gran surubí (2013), novela en soneto. El volumen de cuentos Hoy temprano (2001). Los libros de poesía Tigre como los pájaros (1996), Consumidor final (2003) y la trilogía Pornosonetos (2003, 2005 y 2008). En 2007 fue nombrado uno de los 39 mejores jóvenes escritores latinoamericanos; a mi desde luego me ha gustado mucho, y pienso seguirle la pista.

Os dejo con la reseña de Babelia.

Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Recomendaciones

CINEMA PARADISO – Dos días y una noche

dos-dias

Después de mucho tiempo alejada de este foro, vuelvo de nuevo con una película que vi hace un par de años y que me gustó mucho por varias razones, pero la principal y más importante, es que aborda un tema muy en boga hoy día, como es la inseguridad laboral y los efectos que el capitalismo más desaforado tiene en la vida más íntima de los trabajadores.

Se trata de le película belga “Dos días y una noche”. La dirigen los hermanos Jean-Pierre y Luc Dardenne, que representan el realismo cinematográfico contemporáneo. Está magistralmente interpretada por Marion Cotillard, nominada al Oscar a la mejor actriz por este trabajo y que da vida a Sandra, una mujer que trabaja en una compañía de energía solar y que se ve obligada a coger una baja por problemas de salud. Cuando se incorpora de esa baja, descubre que su empleo ha quedado en manos de sus compañeros  a quienes la empresa les ha dado la oportunidad de votar si aceptar de nuevo a su compañera o repartirse sus tareas y poder conservar así sus bonos de 1000 euros. Sandra tiene dos días para convencer a sus colegas de que le ayuden a conservar su trabajo, yendo de casa en casa, tragándose su orgullo y pidiendo la solidaridad de sus compañeros  en un intento desesperado por conservar su puesto.

dos

Se trata de una historia brillante, al límite de la ética, con muchísimos altibajos emocionales; una situación tremendamente difícil, tanto para Sandra que pierde su puesto de trabajo y por lo tanto su medio de vida, como para los compañeros que ven en riesgo un ingreso extra. Esta incomodidad se instala también en el espectador. En un principio, y sin implicarnos demasiado diríamos, que la solidaridad es lo primero, pero si uno se detiene a pensar en las propias necesidades y ambiciones en una situación similar, quizás cambie de opinión y aflore el egoísmo.

tres

“Dos días y una noche” es cine cotidiano, sencillo pero transcendental al mismo tiempo; una revisión de la naturaleza humana hacia lo bueno y también hacia lo malo, a nuestra doble moralidad. Puede resultar dolorosa, incluso escalofriante y sin embargo transmite  esperanza. Es emotiva, reflexiva, intensa y compleja pero con un contundente mensaje a cerca de la DIGNIDAD;  una magnífica opción para llevarnos a casa y disfrutar.

4

Ya sabéis que podéis venir a buscarla a la biblioteca:   DVD PE 4312

  Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Películas y documentales, Recomendaciones

RECOLECTURAS – Empieza la semana con un buen libro

Hoy en nuestra sección vamos a hablar del nuevo libro de David Trueba, Blitz, que podéis encontrar en nuestra mesa de novedades.

blitz

El mensaje decía así:

“aún no le he dicho nada. me cuesta tanto. uff. tq”

Pero el mensaje no era para mí. La vida cambia cuando los mensajes de amor no son para ti. Aquel mensaje de amor, que llegó como un relámpago, inesperado y eléctrico, cambió mi vida.

Así empieza el libro, con un mensaje de móvil a un destinatario equivocado, ¿equivocado?, quizás el remitente se sirve de esta estrategia para no tener que decir las cosas a la cara. El hecho es que este mensaje cambia el rumbo de los acontecimientos, y a partir de ahí asistimos a la crónica de una ruptura.

Beto, arquitecto paisajista, se encuentra en Múnich, junto a su novia Marta, para presentar un proyecto a concurso en un congreso sobre jardines, “Jardines de vida” o “Vida y jardín”. Como tantos otros jóvenes españoles, Beto resiste mal que bien en su profesión, estamos instalados en plena crisis y es otro más de esa larga lista de españoles a pesar de España, que se resiste a dejar su país, aún cuando las perspectivas de futuro no son buenas: “La crisis nos había acostumbrado a todos a una precariedad algo ridícula, en la que aceptábamos encargos bochornosos y salarios infrahumanos para sentirnos partícipes aún del sistema, para no descolgarnos hacia la mendicidad“. Beto, para no descolgarse del todo de su profesión, sigue recurriendo a este tipo de concursos con la esperanza de que algún día suene la flauta, y pueda vivir de su pasión, el paisajismo.

Pero en medio de esta vorágine recibe un mensaje de móvil, que obviamente no es para él, desencadenando todo lo que ocurre a continuación, la ruptura de la pareja. Marta decide regresar a Madrid como tenían previsto, al día siguiente de la exposición del proyecto, pero Beto, en estado de shock, decide quedarse en Múnich. A partir de ahí asistimos al núcleo central del libro, los dos días de más que el protagonista pasa en la ciudad.

Acompañamos a Beto en todo el proceso de la ruptura, desde el punto de vista del dejado. “El trauma del abandono siempre te lleva a idealizar al otro, a convertirlo a conciencia en más perfecto, más humano, más deseable, más irremplazable. Lo hacemos para causarnos más daño. Ese ideal nos abruma, es un insulto a nosotros mismos, que durante meses o años nos imposibilita a querer a nadie más y nos hace mirar a los hombres y las mujeres como pastiches lamentables del ser insustituible que acabamos de perder. Un día encontramos que nuestro recuerdo se hace más preciso y más justo y en ese momento podemos volver a pensar en ser menos infelices”.

A esto le sumamos que Beto se encuentra en una ciudad que no conoce, sin hotel, sin dinero…, pasando en solitario los primeros momentos de la ruptura, intentando asumir qué ha pasado, cómo no se ha dado cuenta de que Marta se alejaba, “Carlos y su mujer sonaban siempre afinados, deberían haberme servido de ejemplo cuando Marta y yo empezamos  a interpretar partituras distintas”. 

En esta situación está, vagando por la ciudad con su maleta de ruedas, cuando aparece Helga (una señora alemana 30 años mayor que él), colaboradora del congreso y que fue la encargada de recibirlos en el aeropuerto. Helga se convierte en su salvavidas, a parte de alojamiento, le ofrece su casa para dormir, le da los primeros auxilios que Beto necesita para su reconstrucción, siendo su confidente, su paño de lágrimas, cuando la familia y los amigos están tan lejos.

Como ya os dije al principio, la acción principal del libro transcurre en Múnich, pero los coletazos de esos dos días se dejaran sentir cuando Beto regrese a Madrid. A parte de la relación que mantiene con Helga, Múnich le pone en contacto con Álex Ripollez, joven catalán que le ofrece trabajo en su estudio de Barcelona. Por lo tanto su regreso se convierte en un nuevo comienzo, nueva vida y nuevo trabajo, con el consiguiente cambio de ciudad (la imagen de la portada es el dibujo de Beto frente a las cajas de mudanza cuando tiene que abandonar el piso que durante casi 5 años ha compartido con Marta).

Esta es una de las cosas más originales del libro, que aparecen imágenes relacionadas con la trama, como los dibujos de los cuadros de Otto Dix  de la exposición que visita con Helga. También se habla mucho de jardines, desde el punto de vista de un paisajista, cosa que me ha gustado mucho porque te hace verlos con otra mirada: ¿Para qué sirve un jardín? Para besarse. Otra cosa que me ha llamado la atención, es que en los nombres propios la tilde las pone en sentido contrario, como Àlex, no sé si esto significa algo, habría que preguntarle a David.

El libro comienza con un relámpago en forma de mensaje, y termina con otro, el nombre de la cala de Mallorca donde Beto va a pasar la nochevieja, la cala a la que los alemanes llaman Blitz, relámpago en alemán.

Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Recomendaciones