Archivo de la etiqueta: Berlín

RECOLECTURAS – La familia Karnowsky

Hoy en nuestra sección un libro espectacular, La familia Karnowsky de Israel Yehoshua Singer.

Los Karnowsky de la Gran Polonia eran conocidos como hombres obstinados y polemistas, aunque también estudiosos y cultivados, sin duda unas mentes de hierro.

En su despejada frente de estudiosos y en los ojos negros como el carbón, hundidos e inquietos, llevaban inscrito su genio. La obstinación y el espíritu polemista se reflejaban en sus apéndices nasales: unas narices poderosas, de gran tamaño, que sobresalían como un asomo de burla e insolencia de su enjuto y huesudo semblante, como queriendo advertir: «Cuidado, no tocar». A causa de esa obstinación, ninguno de los Karnowsky llegó a convertirse en rabino, aunque podían haberlo logrado con facilidad.

Así de esta manera tan fascinante comienza esta novela, imposible no querer leer más después de este comienzo, al que no desmerece el resto del libro a lo largo de sus 547 páginas.

A través de tres generaciones de una familia judía, los Karnowsky, Singer nos ofrece un fresco extraordinario de la primera mitad del siglo XX.

La novela está divida en tres partes, una por cada miembro varón (abuelo, hijo y nieto). En la primera vamos a conocer a David, el patriarca, que en los albores del siglo abandona el shtetl polaco donde nació (Melnitz) para instalarse en Berlín (ciudad hacia la que sentía inclinación por ser la de su maestro, el sabio Moses Mendelshon). En unos pocos años, David Karnowsky alcanza considerables logros en la capital: aprende a hablar un alemán correcto, prospera en el negocio de la madera y se convierte en un importante empresario del sector, y en sus ratos libres, con la única ayuda de manuales, completa los estudios de bachillerato, algo que aspiraba desde su juventud y nunca había podido realizar. Finalmente, gracias a sus conocimientos de la Torá y a su erudicción, se relaciona con los más influyentes miembros de la nueva sinagoga a la que asiste.

En Berlín nace Georg. David Karnowsky, fiel a los principios aprendidos de sus maestros, puso gran empeño en conseguir que su hijo único creciera siendo judío en casa y un hombre más en la calle. Los vecinos no judíos, por su parte, no veían al pequeño Georg como uno más, sino como un judío. Pronto empieza a darse cuenta, en el patio de vecinos donde viven, que los demás niños le tratan diferente por este motivo. Después de una adolescencia y juventud “rebelde”, Georg, que en un principio decide estudiar filosofía, termina convirtiéndose en médico, la profesión que su padre quería, pero no por consejo de su progenitor, sino por amor, el que siente por Elsa Landau, hija del doctor Landau, y estudiante de medicina. Esta carrera le dará prosperidad y un nombre, comienza a trabajar en la clínica de maternidad del profesor Halevy, clínica de que la que se hace cargo cuando el doctor se jubila, y donde conoce a Teresa Holbeck, joven gentil (término usado por los judíos para referirse a los pueblos e individuos no judíos) y aria, con la que terminará casándose.

Georg y Teresa tendrán un hijo, Joachim Georg, al que llaman Yegor. El pequeño Yegor, un niño que desde siempre tiene problemas de salud: no se desarrolla bien, es pequeño para su edad y enferma constantemente; desde siempre tira hacia la parte alemana de su familia, siente fascinación por su tío materno Hugo,  fascinación que hace que cada vez odie más a su padre, al que culpa de todos sus males y de su parte judía, y se obsesione con su madre. Las humillaciones que sufre Yegor en su instituto por parte de su profesor (al que exhibe en público para enseñar las diferencias físicas entre un judío y un «ario»), el odio creciente hacia los judíos desde que se instala en Alemania el «Nuevo Orden», y sobre todo, los estragos que están produciendo en su hijo, en cuya alma se había alojado el sentimiento de inferioridad y el odio a sí mismo, hace que el doctor Karnowsky decida ir por un visado para dejar el país que tanto le dio, y poner rumbo a Estados Unidos.

En su tierra de adopción se ven abocados a empezar de cero: nuevo idioma, intentar buscarse la vida (allí no le reconocen el título de médico), pasan del estatus elevado que tenían en su país natal, a la humillación de tener que pedir trabajo como buhonero a Salomon Burak (judío comerciante al que despreciaron cuando vivían en Alemania). No obstante, desde que los judíos son judíos, la chusma ha quemado sus libros, les ha obligado a llevar un parche de tela en la ropa, les ha expulsado de sus comunidades y ha torturado a sus estudiosos de la Torá (pues odiaba sus enseñanzas y su sabiduría); por lo tanto es un pueblo que está acostumbrado a sobrevivir y a reinventarse. Yegor, sin embargo, no se adapta al nuevo país, sólo siente desprecio hacia la ciudad de Nueva York y, como siempre que algo lo amarga, él refuerza esa amargura y la cultiva en su interior, a fin de que crezca cada vez más, para irritación propia y del resto. Esa amargura le llevará a un desenlace fatídico, que no por esperado, es menos doloroso.

Esto es a grandes rasgos el argumento del libro, en el que el autor, con gran maestría, se sirve de esta saga familiar para hablarnos del mundo judío (su mundo), y las diferencias existentes entre judíos alemanes y judíos procedentes de otras partes de Europa, con el consiguiente desprecio que sienten unos por otros. También nos habla de la barbarie nazi y de cómo se gestó, siempre de una manera sutil, sabes que está ahí,  pero no la hace protagonista, jamás la menciona, sino que alude a ella con palabras como Nuevo Orden, soldados de botas altas,  y hombre colérico con botas, bramando con la boca abierta bajo el oscuro bigote (sabéis de quién habla, ¿no?).

Una gran novela para comprender un poco mejor a este pueblo y los odios provocados por el nazismo. Para ver cómo la locura de esos histéricos ofendidos, en parte por complejo de superioridad, y en parte por manía persecutoria, hace que se transformen en alimañas; y de como las promesas de felicidad, victoria y tiempos de abundancia que prometen los hombres de las botas alta, en cuanto se libren de los estafadores y traidores que robaron al país, vaciaron los bancos y quitaron las casas a sus propietarios (véase judíos), cala no sólo en la pequeña burguesía de las aldeas y los campesinos, sino también en multitud de obreros y una amplia ciudadanía, que participan de esta locura colectiva que, como desgraciadamente sabemos, desencadenó la Segunda Guerra Mundial y el genocidio judío.

Israel Joshua Singer (1893, Bilgoraj, Polonia – 1944, Nueva York)hermano del Premio Nobel de Literatura, Isaac Bashevis Singer, empezó a escribir a los 18 años. Sus primeros escritos aparecieron en 1916 en la prensa europea en yiddish. En 1921 empezó a trabajar como corresponsal para el destacado diario norteamericano Forverts, y en 1927 publicó su primera novela, Shtol yn Ayzn. En 1934 emigró a Estados Unidos, donde publicó entre otras, Los hermanos Ashkenazi (1937), y La familia Karnowsky (1943).
Para saber más:

Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Recomendaciones, Uncategorized

RECOLECTURAS – Regreso a Berlín

-Eric, ¿lo has sentido esta vez? Digo, el Berliner Luft -pregunté.

-Sí -respondió. Es como una historia de amor que creías terminada para siempre y, de repente, años después sigue allí, algo que te duele, te conmueve y te agita de nuevo.

Estamos en julio de 1956 a bordo de un barco camino de Europa. Entre los pasajeros se encuentran un matrimonio británico, los Devon, y una periodista norteamericana, narradora de la novela, que decide ir al viejo continente a pasar sus vacaciones de verano. Así comienza esta fascinante historia en la que nada es lo que parece y, en la que poco a poco, iremos conociendo el amargo pasado de Eric Devon, una naturalizado inglés, que huye de la Alemania nazi y deja atrás su identidad alemana. La buena sintonía que surge entre los tres, hace que el matrimonio decida acompañar a la joven periodista en su visita a Berlín. Para Eric no será fácil, es el reencuentro con los viejos fantasmas.

Lo que Eric encuentra a su regreso a Berlín,  es una ciudad en la que aún son evidentes los desastres de la guerra, pero que intenta resurgir de sus cenizas, muchos le llaman a este periodo, 11 años después del final de la guerra “el milagro alemán”. También se encuentra con una ciudad dividida: “Todo el mundo lamenta el hecho de que Alemania esté dividida en oriental y en occidental. Hay otra división más profunda que no ve ningún forastero. Me refiero al abismo que divide a los alemanes que se quedaron aquí mientras todo ocurría y los que se marcharon. La distancia entre ellos es tan grande que a veces dudo que pueda salvarse“. Esto es quizás el hecho que más le afecta, el ver lo equivocado que estaba. Se reencuentra con familiares, como la tía Rosie, a la que consideraba una traidora por no haber salvado a su padre,  y su “hermana” Käthe, para descubrir que no se puede juzgar desde la distancia, que las cosas no son como él creía, que es muy difícil ser anti-nazi en la Alemania de Hitler. También descubre con horror como aún hay alemanes que siguen defendiendo lo ocurrido, y lo único que lamentan es no haber ganado la guerra: “El nombre está muerto y enterrado, lo que viene a ser la etiqueta. Nadie sería lo bastante imbécil como para revivir a los nazis en cuanto a partido o fuerza política. Sin embargo, hay millones de personas en Alemania hoy en día que no pueden decirlo abiertamente, aunque en lo más profundo de su corazón recuerdan la época nazi como el periodo más fantástico. Sólo sienten haber perdido la guerra, no haberla empezado“, para esta gente los campos de concentración son propaganda de los aliados.

La novela es sumamente interesante porque intuimos cómo se llegó a ese estado de locura: “Hitler consiguió que los alemanes odiasen y una vez que odiaron ya todo fue posible. La guerra. El asesinato de los judíos. Todo“. “Hay algo en el alma alemana, una pulsión profundamente masoquista y nihilista hacia la autodestrucción. Por eso hubo millones de personas que se lanzaron tras Hitler a la guerra y a la muerte“. Porque nos da la visión de lo ocurrido desde distintos puntos de vista: los exiliados, los anti-nazis, los nazis, las nuevas generaciones: para las nuevas generaciones Hitler estaba loco, cuando van al cine y les ponen una película antigua en la que sale Hitler, se ríen de él, y porque acompañamos al protagonista en la trayectoria de exiliado, naturalizado, un mischling, paria bajo el régimen de Hitler, a su regreso a una ciudad, su ciudad, que llevaba años sepultada bajo la apariencia de hombre inglés, incluso había dejado de hablar en su lengua materna. Vemos la transformación de Eric Devon en Erich Dalburg, el regreso de un exiliado para quedarse, de un alemán judío (según las leyes de Nuremberg), aunque tengas pasaporte extranjero sigues siendo alemán vayas a donde vayas, no por tener pasaporte chino eres oriental.

Una magnífica historia entre el «año cero» (recordemos la famosa película de Rossellini Alemania, año cero) y el llamado «milagro económico». Una inédita y refrescante visión del Berlín de finales de los años cincuenta. Tan poderosa y seductora que transforma nuestra propia perspectiva de esa parte de la historia, entre los escombros y la reconstrucción, con sus alegrías y su oportunismo, con sus miserias y sus remordimientos. Y lo hace de un modo muy refrescante y más allá de cualquier cliché.

Tiene potencia narrativa, misterio, el perfecto análisis de los personajes, las disquisiciones morales, y también la sutileza y la inteligencia femeninas de Verna B. Carleton (1914-1967), uno de los grandes nombres secretos de la literatura de su época. De madre inglesa y padre de ascendencia alemana, esta estadounidense fue amiga íntima de la fotógrafa Gisele Freund, a quien acompañó a Alemania en 1957. Regreso a Berlín, se inspira en ese viaje.

Para saber más, os invito que leáis este fantástico artículo sobre el libro:

https://elpais.com/cultura/2017/04/17/babelia/1492441514_079104.html

Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Recomendaciones, Uncategorized

RECOLECTURAS – Tú no eres como otras madres

madre

Tú no eres como otras madres, 

no tienes las manos frías,

ni canoso el cabello,

y no me envuelves en 

grávidos cuidados“.

(Primera estrofa de un poema de Peter Schwiefert a su madre).

Si hace un par de semanas hablamos de los horrores del stalinismo, hoy nos toca hablar de los horrores del nazismo.

En Tú no eres como otras madres, Angelika Schrobsdorff hace un repaso a la vida de su madre: “Cuando trato de describirla para mí o para otros, vuelvo una y otra vez sobre la palabra “autenticidad”. Else era tan auténtica y elemental como sólo puede serlo una criatura de la naturaleza. Y al mismo tiempo tenía un intelecto agudo, un pensamiento mucho más ágil, rápido e independiente que las mujeres de su época. Era distinta, no sólo por ser judía y ejercer por ello cierto encanto exótico sobre sus conciudadanos alemanes, sino por ser autónoma y estar muy adelantada a su generación“.

Desde muy joven, esta joven berlinesa intenta alejarse de su origen y arrimarse al mundo cristiano que le fascina. De hecho, en lo referente a sus parejas lo consigue: alemanes “arios”. Con los tres tiene un hijo, fiel a la promesa que se hizo de joven: vivir la vida con intensidad y tener un hijo con cada hombre que ame. La autora del libro es la tercera hija de Else, fruto de su matrimonio  con Elrich.

Else destaca por su gran vitalidad, así la describe su último marido: “Su vitalidad desbordante lo fascinaba y aterraba en la misma medida. Su pasión y su ternura, sus razonamientos y sus observaciones, su manera de reír, de moverse, de alegrarse…todo era tan auténtico, tan original, tan vivaz. Era un volcán, siempre a punto de estallar. Sus pensamientos y sentimientos parecían encontrarse en continua ebullición y despedir un calor que a la larga resultaría insoportable“.

Se había dedicado más a vivir que a pensar. ¿Qué había qué hacer? ¿Blindarse contra la vida en vez de disfrutarla? Definitivamente, no. Tenía claro que ella iba a vivir intensamente y así lo hace durante los felices años 20, junto a la culta bohemia berlinesa, llegando incluso a compartir casa con los amantes del matrimonio, un cuarteto muy bien avenido: “Else se lanzó a los dorados años veinte, ya atacados por la herrumbre. Y se lo llevó todo: la cultura y el vicio. La corta y eruptiva época de esplendor, transformaba a la ciudad tanto en una metrópoli del arte y del intelecto, como en una Sodoma y Gomorra“.

Pero de repente, toco cambia. Ante la incredulidad de sus amigos y de ella misma, ven como Hitler, “ese hortera criminal del flequillo”, va adquiriendo poder y como se empiezan a promulgar ridículas leyes  contra los judíos. “¿Acaso creéis de verdad que el pueblo entero, la Alemania intelectual que amamos con razón, de repente ha cerrado filas en torno a un criminal demente?“. Lamentablemente sí y, aunque Else trate de resistir, más tarde que pronto se ve obligada a emigrar a Bulgaria, donde tendrá que reinventarse y conocerá las penurias: “Ahora Else había perdido pie por completo y tenía la sensación de estar en alta mar. El asco y el vértigo se alternaban con la resignación y la indiferencia. Berlín comenzaba a repugnarla. Agonizaba bajo el brazo estrangulador de los nazis, y nacía un nuevo Berlín, teutónico, lleno de banderas y desfiles, de uniformes e indumentaria ranciamente germánica, de dramas de Schiller y alaridos wagnerianos, de brazos en alto y tacones chocados. No, ese Berlín ya no era el suyo. Quería marcharse de esa ciudad en la que había nacido, se había criado, en la que había conocido la vida, el amor y la felicidad, y que ahora se transformaba en una tierra extraña y hostil“.

Bulgaria es como una segunda etapa en su vida. Alejada de la lengua, cultura y educación alemana que tanto ama. Se vuelve más reflexiva, introspectiva y calmada, apenas una sombra de lo que fue.

Tendrá que reinventarse, aprender a sobrevivir, lejos de las comodidades que conocía. Sin embargo, Sofía no le garantiza la seguridad, no hay que olvidar que el ejército nazi invade Bulgaria durante la Segunda Guerra Mundial, comenzando de nuevo la pesadilla para Else y su familia, que se ven obligadas de nuevo a esconder su origen judío. Sin embargo la barbarie la reconcilia con sus orígenes.

Finalizada la Segunda Guerra Mundial, Else regresa a Alemania, a una Berlín destruida por las bombas, apenas reconocible, en la que la mayoría de sus parientes y amigos ya no se encuentran, bien porque abandonaron Alemania antes del horror, bien porque fueron enviados a campos de concentración, como su madre, que muere en el campo de concentración de Theresienstadt, cerca de Praga.

Tras el diagnóstico de una grave enfermedad, su único refugio son sus dos hijas, tras la muerte de su hijo mayor, Peter, en el frente francés.

NUNCA ABURRIDA. NUNCA BANAL. NUNCA CONVENCIONAL

Una vida intensísima, digna de una gran novela y, como siempre aquí, en tu biblioteca.

Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Recomendaciones, Uncategorized

RECOLECTURAS – Charlotte

charlotte2Hoy en nuestra sección de nuevo David Foenkinos, y de nuevo con un libro sobre un personaje real, como ya hiciera en Lennon, la biografía novelada que ya reseñamos en esta sección.

En este caso Foenkinos nos acerca a la figura de Charlotte Salomon, una pintora alemana de origen judío que murió en Auschwitz a la edad de 26 años, estando embarazada de 5 meses. Con esta premisa podéis pensar que os voy a hablar de un libro triste, y sí efectivamente, es un libro muy triste, pero también de una gran belleza, la belleza que Foenkinos destila en su literatura.

Para empezar llama la atención la forma en la que está escrita el libro, parece prosa poética, con frases cortas, de menos de un renglón. Según algunos críticos, Foenkinos escoge esta manera de escribir para que el lector pueda tomar aire, respirar en una historia tan trágica y conmovedora. No sé si esto era lo que quería lograr el escritor, lo que sí sé es que lo consigue. Aunque más de una vez estés al borde del llanto, Foenkinos logra que las lágrimas se queden en la orilla de los ojos, que consigas respirar gracias a la agilidad del texto. Otra cosa que me gusta del libro es cómo el escritor nos hace partícipes de su obsesión por Charlotte, cómo se gestó la novela, y cómo visita los escenarios por los que la pintora transitó en su corta vida para documentarse.

Es que la historia de Charlotte es trágica entre las trágicas, independientemente de ese final absurdo y cruel, víctima de la barbarie nazi, su historia familiar y personal no tiene desperdicio. El suicidio rodea a Salomon desde el nacimiento, no obstante, la primera frase que da comienzo al libro es la siguiente: Charlotte aprendió a leer su nombre en una tumba, el de su tía materna que se suicidió a la edad de 18 años tirándose a un río, Charlotte lleva el nombre de su tía suicida. Su madre también se suicida cuando ella es una niña (suicidio del que no se enteró hasta muchos años después causándole gran impresión y desasosiego), y más adelante su abuela materna…

Charlotte se refugia en la pintura como forma de evadirse de un destino trágico que quizás también la está esperando a ella: Tiene que vivir para crear. Pintar para no volverse loca. Considerar el arte como la única posibilidad de vivir. No se equivoca en pensar que su vida acabará de manera trágica, sí se equivoca en la forma, el destino la estaba esperando en forma de gas Zyklon B.

Hasta llegar a este final, Charlotte y su familia tiene que pasar por las humillaciones propias de ser judío en el Berlín previo a la Segunda Guerra Mundial. El talento de Charlotte hace que sea la única estudiante judía aceptada en la Escuela Nacional de la Academia de Bellas Artes, sin embargo, tiene que ver como un premio que le han otorgado lo recoge otra alumna para no llamar la atención sobre su origen. La situación se hace insoportable después de la noche de los critales rotos, y tras una breve detención de su padre, Charlotte acepta, no sin resistencia, ya que dejaba a su primer amor en Berlín, el maestro de canto de su madrastra Paula Lindberg, a reunirse con su abuelos maternos en Villefranche-sur-Mer, al sur de Francia, donde ellos se habían exiliado a finales de 1933.

Es en este exilio forzoso donde Salomon escribe su gran obra ¿Vida? o ¿Teatro?, obra compleja que mezcla teatro, pintura y música, y tal como Charlotte le dice a su médico cuando se la entrega: Es toda mi vida.

Esta obra autobiográfica es la fuente principal en la que se ha basado Foenkinos para escribir la novela que ahora reseñamos. Novela galardonada con el Premio Renaudot y del Goncourt des Lyccéens, y tal como dicen sus editores, Una experiencia de lectura única.

Foenkinos rescata así a un personaje injustamente olvidado, yo reconozco que no la conocía, y gracias a este autor, del cual me declaro seguidora, he podido acercarme a una figura enigmática y única, que luchó hasta el final contra un destino trágico para morir, como tantos otros, injustamente asesinada. Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Recomendaciones

RECOLECTURAS – Una de espías

Buenos días. Hoy en nuestra sección una de espías, libro que podéis encontrar en nuestra mesa temática.

La novela de espionaje, también conocida como thriller político surgió antes de la Primera Guerra Mundial, casi al mismo tiempo que los primeros servicios de inteligencia, pero es durante la Guerra fría, tras la Segunda Guerra Mundial, cuando el género toma un nuevo impulso.

Todos conocemos a James Bond, quizás el agente secreto más famoso de todos los tiempos, que nació de la pluma de Ian Fleming, agente del MI6 (Servicio de Inteligencia Británico). No es el único escritor de novelas de espías que ha sido agente secreto, tenemos el caso de Graham Greene que escribió algunas de las mejores novelas del género, El tercer hombre El americano impasible entre otras, y el autor del libro que hoy nos ocupa, John le Carré, espía antes que escritor.

John Le Carre_Amigos absolutos (Plaza Janes)

El día que su destino reapareció para reclamarlo, Ted Mundy lucía un bombín y se mantenía en equilibrio sobre una tarima improvisada en uno de los castillos bávaros de Luis, el rey loco. No era un bombín clásico, sino algo más propio de Laurel y Hardy que de Savile Row. No era un sombrero inglés, pese a que él llevaba la bandera británica, bordada en seda oriental, en el bolsillo superior de la deslucida chaqueta de tweed…”

Así comienza la novela que hoy recomendamos. Los amigos que dan título a la novela son Ted Mundy, hijo de un militar británico, nacido en 1947 en Pakistán -el mismo día en que el país declaró su independencia-, y Sasha, hijo de un pastor luterano de la República Democrática Alemana refugiado en la República Federal. Los dos se conocen siendo estudiantes en Berlín Occidental, una ciudad sacudida por las algaradas y las manifestaciones; se reencuentran una década después en el turbio ambiente de la guerra fría y el espionaje, y vuelven a coincidir una vez más -su experiencia más atroz hasta la fecha- en el mundo unipolar del terror, el contraterror y la guerra de las mentiras.

Al autor se le preguntó por qué vincula en Amigos absolutos la Guerra Fría con la guerra contra el terrorismo. La respuesta de Le Carré fue contundente: “La cruzada con que tenemos que vérnoslas ahora ha reemplazado a la antigua cruzada contra el denominado “imperio del mal”. Realmente era algo maligno. Pero creo que en cierto modo la situación actual resulta mucho más peligrosa para nosotros y para la democracia occidental que la que imperaba en tiempos de la Guerra Fría. En aquel entonces había que contar con la aniquilación militar. Pero en estos momentos estamos inmersos en una situación rayana en la muerte de la democracia”.

Amigos absolutos es, a la vez, una novela de ritmo impecable que abarca cincuenta y seis años de historia, una obra maestra de la tragicomedia y una despiadada fábula de nuestro tiempo, casi hasta el momento presente. Combinando la amplia dimensión de Un espía perfecto y la arrolladora pasión de El jardinero fiel, esta novela ofrece una historia magnífica y cautivadora que deleita y desafía al mismo tiempo.    (datos sacado del libro, y elcultural.es)

Otros libros del autor en la Biblioteca Miguel de Cervantes:

  • El sastre de Panamá – N LEC sas
  • La canción de los misioneros – N LEC Joh can
  • Single & Single – N=20 LEC sin
  • El jardinero fiel – N LEC Joh jar
  • Un traidor como los nuestros – N LEC Joh tra
  • El honorable colegial – N LEC Joh hon
  • Una verdad delicada – N LEC Joh una

Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Mesas temáticas, Recomendaciones

CINEMA PARADISO – El cine del muro

 lenin

 

El pasado día 9 de noviembre se conmemoró el 25 Aniversario de la Caída del Muro de Berlín. Mi recomendación de esta semana, y por este motivo, es la película alemana Good bye Lenin!, del director Wolfgang Becket, uno de los grandes éxitos del cine europeo de comienzos del siglo XXI.

Instalada en el terreno de la comedia negra logra sacar un aceptable partido a su anecdótica propuesta argumental. Una película que transmite humor y emoción al mismo tiempo. Utiliza una anécdota un tanto surrealista para hablar de dos temas fundamentales: por un lado la desaparición de la antigua República Democrática Alemana, paradigma de “Estado Policía” con la caída del muro y por otro lo que un hijo puede llegar a hacer por su madre. La anécdota es la farsa que Alex, su protagonista, monta para hacer creer a su madre que la RDA sigue tan socialista y firme en sus ideas. El muro ha caído, los puestos fronterizos comienzan a desvanecerse y los supermercados desechan sus productos de siempre para llenar sus estanterías con otros de marcas occidentales, pero Christiane, la madre, piensa que todo sigue igual.

goodbye_lenin

Esa mentira, y cómo Alex se las ingenia para convertir la habitación de su madre en el último reducto puramente socialista de la RDA, llena la historia de escenas divertidísimas como los falsos noticiarios que Alex y su amigo Denis graban para su madre.

Pero al mismo tiempo la película está cargada de una profunda crítica social hacia la situación política y económica del momento.

Una historia con alma, que atrapa al espectador al instante gracias a esa historia familiar y a cómo Alex se esfuerza por cuidar de su madre y evitarle la decepción que podría acabar con su vida. Si a esto le añadimos unas buenas interpretaciones y una magnífica banda sonora que provoca un sinfín de emociones al mismo tiempo, y toda la carga dramática de una historia familiar compleja, el resultado es una muy buena película.

Además, Good bye Lenin! es una película enmarcada en un contexto histórico esencial para la historia reciente de Europa, cuando la última herida de la segunda guerra mundial que había dividido nuestro continente entre las tiranías comunistas y los viejos países democráticos se cerró al derrumbarse el llamado “Muro de la vergüenza” que durante más de 40 años condicionó la vida de diferentes generaciones de europeos.

Podéis encontrarla como siempre en nuestra biblioteca, DVD PE 738, junto a una selección que sobre el mismo tema hallaréis expuesta en la mesa temática.

Enlaces de interés:

http://www.rtve.es/alacarta/videos/dias-de-cine/25-anos-caida-del-muro-berlin/2850771/

Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Mesas temáticas, Películas y documentales, Recomendaciones

RECOLECTURAS – La literatura del Muro

resize 

Tiene casi veinte años y ya está
cansado de soñar,
pero tras la cementera está su hogar,
su mundo, su ciudad.
Piensa que la alambrada sólo es
un trozo de metal,
algo que nunca puede detener
sus ansias de volar.

Libre,
como el sol cuando amanece,
yo soy libre como el mar…
…como el ave que escapó de su prisión
y puede, al fin, volar…
…como el viento que recoge mi lamento
y mi pesar,
camino sin cesar
detrás de la verdad
y sabré lo que es al fin, la libertad.

 

He querido empezar con la letra de la canción de Nino Bravo, porque en mi desconocimiento, no sabía que está inspirada en la primera víctima del muro, Peter Fechter, un joven de la construcción de 18 años, que murió desangrado después de ser tiroteado cuando intentaba pasar al otro lado, ante la inmovilidad de unos y de otros, que paralizados por el miedo, no hicieron nada por ayudarlo.

Esto es lo bueno que tienen las conmemoraciones, nos bombardean con especiales la televisión, los blogs culturales están llenos de enlaces interesantes…y así vamos aprendiendo cada día algo nuevo, como la canción de Nino, que a partir de ahora cada vez que la escuche me trasladará a ese “Muro de la vergüenza” y a ese joven que ansiaba la Libertad.

Pero vamos a lo que nos ocupa. Como ya dijimos en la entrada del viernes, un tema tan apasionante como la Caída del Muro de Berlín da para mucho. Hoy nos centramos en el libro de Ignacio Vidal-Folch, por el tema, porque es novedad en la biblioteca y, por qué no, por ser un autor español.

pronto-seremos-felices

En Pronto seremos felices, un viajante comercial español dedicado al import-export trabaja en el establecimiento de su empresa en los países del Este. Mientras el orden mundial de la Guerra Fría se resquebraja y da paso al capitalismo global, el viajante va y viene como una lanzadera por Praga, Bucarest, Sofía y otras ciudades en las que se reúne con algunas personas esenciales para su vida y asiste atónito y fascinado a los cambios que los acontecimientos históricos y el mismo paso del tiempo imprimen en su forma de ser, en sus valores y en sus actividades.

Su último viaje, que oficialmente tiene como objeto una transacción  comercial, se convierte en el punto de partida de un asombroso itinerario vital impulsado por el reencuentro con Camila, su eficiente colaboradora desaparecida de pronto como si una movediza tierra de oscuros intereses políticos se la hubiera tragado. Esa búsqueda es sólo el comienzo de otros reencuentros que le harán preguntarse al protagonista quiénes eran realmente las personas con las que convivió, qué había por debajo de lo que no sabían o no podían contar, y por los límites entre los hechos desnudos y su relato embellecido, entre la palabra veraz y la mera propaganda.

Si os interesa el tema no dejéis de visitar estos enlaces que os proponen bibliografía sobre Berlín y sobre el muro.

¡Nos vemos en la biblioteca!

Enlaces:

http://cultura.elpais.com/cultura/2014/10/29/babelia/1414604660_016666.html

http://cienlibrosvolando.blogspot.com.es/2014/02/viaje-literario-por-berlin.html

  Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Mesas temáticas, Recomendaciones, Uncategorized