RECOLECTURAS – La imagen de tu vida

«Todos vivimos y envejecemos, esto es, el dato de nuestra mortalidad, la experiencia humana más personal y a la vez la más universal de cuantas existen»

Hoy en nuestra sección un breve ensayo filosófico de Javier Gomá Lanzón, La imagen de tu vida.

El hombre es efímero, como hoja caduca, pero, aun así, se le ofrecen dos vías para ganar perduración en él y de alguna manera burlar la condena de muerte que pesa sobre cuanto lo habita: una está al alcance de todos: la imagen de tu vida, mientras que la otra queda reservada a una exigua minoría: una obra artística. En efecto, sólo unos pocos en cada generación están llamados a producir una obra artística cuya perfección resista el desgaste del devenir y mantenga una actualidad y una fecundidad permanentes a lo largo del tiempo. En cambio, la ambición de producir con la propia vida una imagen ejemplar y luminosa, digna de perdurar muchos años después de la muerte en la memoria de los hombres, lejos de ser privilegio de una minoría, interpela a todos sin excepción, universalmente. Todos los hombres y mujeres están llamados por igual a entregar a la posteridad tras su muerte una imagen digna de perduración.

La imagen de la vida responde a la pregunta de qué clase de persona  es o ha sido alguien, más allá del repertorio de anécdotas particulares que en el discurso de los años ha ido generando su biografía. Esa imagen no se completa definitivamente hasta la muerte de la persona. El sintagma «imagen de la vida», hace referencia a la ejemplaridad general, definitiva y perdurable de una persona, rememorada por quienes la sobreviven.  La imagen de la vida es esa esencia general y definitiva de una persona que sólo póstumamente se deja conocer en plenitud.

En este breve e interesante ensayo, Gomá nos da respuesta a lo que es una imagen de vida basada en la ejemplaridad, con ejemplos reales como el de Cervantes (tercera parte del libro) en el que se aúna en una misma persona las dos formas de perduración descritas: la obra artística y la imagen de vida.

Para terminar el autor nos ofrece en Inconsolable, un monólogo dramático en el que nos habla de cómo vivió su propio duelo tras la muerte de su padre y un ejemplo real de «imagen de vida» encarnado en la figura paterna. Quizás sea la parte que más me ha gustado porque nos acerca a una experiencia universal sin abalorios ni aspavientos, y porque nos ofrece una visión del padre (extrapolable a la madre), que todos o casi todos compartimos.

En palabras del autor: La muerte del padre es una experiencia personalísima en la biografía de cada cual, y al mismo tiempo la más común que existe. Idéntica privación nos iguala a todos en un mismo estado de orfandad universal. Los padres no son simplemente personas amadas, son… el ÚLTIMO ANIMAL MITOLÓGICO. El héroe que, en el mito popular, lucha a muerte contra el monstruo maligno, en la conciencia infantil lo personifica el padre. Los hijos nunca logran «ver» con objetividad a los padres porque los padres son aquellos que les permite «ver» el mundo. Son los únicos testigos íntegros de la historia de su hijo, sólo ellos custodian la narración íntegra  y auténtica, desde la primera línea. El autor se pregunta que quizás el duelo  no sea otra cosa que aprender a pensar en la pérdida de la persona amada sin pena ni culpa. Somos huérfanos condenados a producir huérfanos. La muerte, en el fondo, no es más que otra vulgaridad más, esta vez universal, que nos iguala a todos los seres vivos. ¿Qué es al final la vida del hombre? LA LENTA GESTACIÓN DE UN EJEMPLO PÓSTUMO.

El arte de vivir quedaría incompleto si no se combinara con el arte del bien morir. «Vive de tal manera que tu muerte sea escandalosamente injusta». (Este maravilloso monólogo también se puede disfrutar en versión teatral).

Cierra el libro Carta a mis hijos (para ser leída  después de mi muerte), artículo que fue publicado en El País Semanal el 5 de marzo de 2017, y que podéis leer aquí.

Un maravilloso libro que nos anima a dejar una buena imagen de vida para los que nos sobrevivan, que nos ofrece un interesante ensayo sobre Cervantes y el Quijote, y que en la parte última se convierte en un sincero y bello homenaje a la figura del padre.

Javier Gomá Lanzón (Bilbao, 1965). Doctor en Filosofía y licenciado en Filología Clásica y Derecho, es conocido, entre otras publicaciones, por su tetralogía de la ejemplaridad que publicó a lo largo de una década. Desde 2003 es director de la fundación Juan March.

Ficha bibliográfica:

Título: La imagen de tu vida

Autor: Javier Gomá

Editorial: Galaxia Gutenberg

Páginas: 141 p.

Signatura: 1 GOM ima

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Uncategorized

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s