RECOLECTURAS – El último encuentro

“Uno siempre conoce la verdad, la otra verdad, la verdad oculta tras las apariencias, tras las máscaras,

tras las distintas situaciones que nos presenta la vida.”

ultimo-encuentro

Dos antiguos amigos se encuentran tras cuarenta años para buscar la verdad respecto a lo que

ocurrió la última vez que se vieron.

Dicen que Sándor Márai es uno de los grandes escritores europeos del siglo XX, pero también dicen que sus novelas son repetitivas y no tan buenas como la publicidad o las editoriales quieren hacernos creer. Ante semejante panorama de admiradores y detractores, no nos queda otra que comprobarlo por nosotros mismos. No hay nada mejor que descubrir a un autor sin expectativas heredadas.

Esta novela en concreto es la historia tranquila de un recuerdo muy antiguo. Los hechos entorno a él no están claros para el protagonista, aunque en el fondo los intuye, igual que le pasa al lector. Si bien la primera parte nos narra la relación de amistad entre los dos hombres desde su ingreso en una escuela militar, la segunda parte es un monólogo de uno de ellos en el que analiza lo que ocurrió hasta llegar a la verdad, pero no una verdad universal, no la verdad del otro, su verdad.

Esta segunda parte es la que a muchos no les gusta, les cansa, se quedan esperando la otra versión, la verdad del amigo, pero éste calla. Total, cuarenta años después eso ya no importa, la amistad es lo que se juzga, la amistad franca basada en la honestidad, la cual es para Sándor Márai  el soporte ético fundamental e imprescindible para sobrellevar el peso de la vida.

Así que no esperéis una acalorada discusión entre antiguos amigos, ni un desenlace totalmente sorprendente, ni una revelación sublime. La búsqueda de la verdad es lo único importante y fundamental de este monólogo, no la verdad en sí.  Ésta junto con la amistad son los dos pilares de la novela. Aunque no puedo evitar hacer mención a la casa en la que ocurre el encuentro, la narración de sus espacios, la herencia ajada de su mobiliario, el devenir de sus estancias, hace que la casa sea casi un personaje más, al que conocemos desde fuera y por último en lo más profundo, en la sala íntima donde tendrá lugar el encuentro entre los dos amigos.

Personalmente creo que es un autor que merece la pena conocer. De esta novela en concreto podéis profundizar en otros aspectos interesantísimos en el blog de Liliana Costa.

Eso sí, después de leerla. La tenéis disponible en las tres Bibliotecas de Fuengirola.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Libros, Recomendaciones

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s